Info Malthus Darwin

septiembre 16th, 2008 a las 12:00 pm

BUENAS NOTICIAS: ¡SUSPENSIÓN DE PAGOS!

SUSPENSION_DE_PAGOS.jpg“Cuando el río suena, es que agua lleva” o “Cuando veas las barbas de tu vecino cortar, pon las tuyas a remojar” forman parte del refranero español, pero a su vez, destapan una situación delicada en algunos sectores de la economía nacional. La situación parece insostenible, sobretodo en esos mercados en los que la mayoría de compañías tenían una sobrevaloración en bolsa muy alejada de la realidad. Los distintos factores macroeconómicos, junto con los anteriormente comentados, han originado una época en la que oír la expresión “suspensión de pagos” puede parecer demasiado común.

Por otra parte y aunque parezca contradictorio, si una empresa relevante de un sector se declara en Suspensión de Pagos, o en el término correcto a partir de Septiembre de 2004, Concurso de Acreedores, puede ser un síntoma positivo para la economía. En primera instancia, muchos de sus acreedores, los bancos, se pondrán en alerta y a su vez todas las empresas del sector. Todos estos movimientos darwinianos fortalecen a todas las empresas bien gestionadas y debilita mortalmente a todas aquellas que no lo han sido.

Las ventajas que se derivan de esta situación son que el mercado está actuando y regulando a este tipo de empresas. Su falta de líquido para afrontar todas aquellas deudas pendientes con más de un acreedor, serán objeto de concurso para que, durante dicha etapa temporal, el acuerdo entre empresas y acreedores, mediante un ente jurídico, aumente la flexibilidad y el tiempo para afrontar sus deudas.

Por otra parte, puede ocurrir que la empresa no pueda hacer frente a dicha situación temporal y se vea irremediablemente en quiebra, procediendo a su liquidación. Los activos de la empresa pueden venderse a otros más fuertes, junto con algunas líneas de negocio con previsiones de salvación. Otra de las acciones colaterales es el desempleo de todo el personal perteneciente a la empresa quebrada, con una situación bastante dificultosa.

Aún así, una situación de suspensión de pagos demuestra que no se trata de un mercado intervenido ni estático. Por lo que el propio mercado regula a todas las empresas, manteniendo a las poderosas y hundiendo a las débiles. Éstas, tienen todas las mismas características, relacionadas con la mala financiación o gestión, incluso las que creen que ignorando el mercado se puede sobrevivir a él. La postura en el gobierno en estos casos debe ser totalmente ajena, ya que cualquier medida intervencionista sería contraproducente al ir en contra del mercado.